ORDENADOR Medidas Higiene Visual

La Organización Internacional del Trabajo ha incluido recientemente la fatiga visual dentro del grupo de enfermedades laborales y las estadísticas laborales indican que un 70-75% de los usuarios de ordenador tienen problemas oculares y de visión.
ORDENADOR – Medidas Higiene Visual

ORDENADOR – Medidas Higiene Visual

La Organización Internacional del Trabajo  ha incluido recientemente la fatiga visual dentro del grupo de enfermedades laborales y las estadísticas laborales indican que un 70-75% de los usuarios de ordenador tienen problemas oculares y de visión.

El llamado “Síndrome Visual del Ordenador” está relacionado con las pantallas independientemente del tipo que sean (tubos catódicos-CRT o pantalla plana-TFT) e incluye los siguientes síntomas:

Síntomas visuales: visión borrosa, fatiga, fotofobia y visión doble.

Síntomas oculares: dolor ocular, sensación de arenilla, sequedad, enrojecimiento de los ojos, sensación de quemazón y pesadez.

Síntomas sistémicos: dolor de cabeza, náuseas y vértigo.

Estos síntomas pueden ser potenciados por la presencia de algún defecto refractivo no corregido (consulte a su oftalmólogo), una distancia inadecuada de la pantalla (distancia ojo-ordenador), una posición inadecuada de la pantalla, que nos obligue a mantener la mirada hacia arriba con una mayor apertura de los ojos,  la falta de parpadeo, un entorno de iluminación inadecuado o un tiempo excesivo de trabajo delante del ordenador.

Existen  unas normas y ejercicios preventivos para no fatigar el sistema visual y estar más confortables, que es lo que llamamos “Normas de higiene visual para el trabajo con ordenador”:

Distancia de trabajo de 50-60 cm.
Colocar la pantalla del ordenador de forma que los ojos queden alineados con el borde superior y así la mirada se dirija hacia abajo.
Utilizar un tamaño de letra adecuado.
Aumentar el contraste de la pantalla.
Adecuar el brillo de la pantalla intentando que sea similar a la luz ambiental.
Evitar reflejos sobre la pantalla.
Evitar aires directos sobre los ojos.
Parpadear frecuentemente.
Utilizar lágrimas artificiales, a poder ser sin conservantes.
Intentar enfocarnos en un objeto lejano durante unos segundos cada 30-60 minutos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR